Enrique Peña Nieto en #ForoCNN. #DiarioDeCampaña D33

Tres medios de comunicación organizan debates entre los presidenciales. Ninguno de los medios de comunicación transmite por señal abierta.

Enrique Peña Nieto asistió a #ForoCNN y a la hora de haber concluido el programa, en otro canal de televisión, el periodista Ciro Gómez Leyva, conductor del noticiero estelar de Milenio Televisión, informó que el Partido Revolucionario Institucional (PRI) por medio de una carta confirmó que su candidato no asistirá al debate convocado por Grupo Milenio.

Hasta este momento, solo CNN ha logrado que Enrique Peña Nieto interactúe con los ciudadanos. Sólo el Instituto Federal Electoral (IFE) logró, por acuerdo de partidos políticos, que el puntero y candidato del PRI asista a los dos debates convocados por el instituto.

A ciencia cierta no se sabe si su desenvolvimiento en #ForoCNN condujo a sus asesores de campaña a continuar con la estrategia de no asistir a ningún medio de comunicación a debatir. El PRI solo ha confirmado que mantiene la “vieja regla” de que el primer lugar de la campaña no busca debatir.

Especulaciones sobre por qué decidieron cancelar una hora después de #ForoCNN a Milenio estarán en la semana, sino es que la negativa de TvAzteca a no transmitir un partido de fútbol cuando esté el debate del “6 de mayo” termina por salvarlos de la crítica. Las cosas están saliendo bien a Peña Nieto, el domingo el raiting es bajo en la televisión mexicana, pero los programas bajan en audiencia cuando hay fútbol nacional, más si es liguilla.

¿Qué dejó la presencia de Enrique Peña en #ForoCNN?

  1. No hubo #LibreriaEPN. El candidato y sus estrategas aprendieron del desaguisado de la Feria Internacional del Libro de Guadalajara donde el priista no pudo citar tres libros. En #ForoCNN el candidato se esforzó por no tener un “lapsus” de silencio o confusión. Peña Nieto hilvanó palabra tras palabras y cuando no lograba recordar qué seguía del discurso aprendido tiraba de la muletilla “por suerte” y “¡eh!” para ganar segundos.
  2. Contestó sin dar respuestas claras y concretas. Enrique Peña Nieto no es conocedor. No tiene la capacidad de análisis de Josefina Vázquez Mota; no tiene una visión de país como Andrés Manuel López Obrador y; tampoco los conocimientos de Gabriel Quadri. Es el peor candidato en los aspectos antes mencionados.

    Debido a las características que ha mostrado Peña Nieto, el PRI huye a los debates. De antemano, el propio partido sabía que el candidato tendría, en algún momento, que enfrentar estas situaciones. En #ForoCNN ha mostrado lo mejor que tiene y no le alcanza para enfrentarse a los candidatos que lo antecedieron. AMLO tiene una respuesta para todo aquello que genera polémica con su candidatura y una idea sobre qué país quiere formar con su gobierno. Quadri, que podría ser el menos experto en la política profesional, mostró habilidad en el programa de CNN y se atrevió a retar a quienes lo cuestionaban.

    Peña Nieto no logró mucho, solo esquivar respuestas y salirse por la “tangente”. Hubo momentos en que Peña Nieto cantinfleó. El mejor ejemplo para hilvanar palabras sin decir “nada concreto” se vio en el caso “Paulette”. Aceptó que la Procuraduría trabajó mal cuando tuvo que recibir ayuda del FBI para demostrar que se intentaba salir del “hoyo político” en ese caso. El FBI y la ayuda federal no llegaron al caso para confirmar el “buen” trabajo de la Procuraduría del Estado de México, sino porque el trabajo de los mexiquenses generó errores y dudas en la población mexicana.

    Peña Nieto no se atrevió a contestar temas relevantes y esquivó como pudo el tema, tocando una arista del mismo que permitiera desviar la respuesta y llegar a otro tema menos espinoso.

  3. El respaldo incongruente. Si hay un momento que debe quedar grabado en la memoria es aquel donde Peña Nieto señala que no cree en la “pena de muerte”, contradiciendo la propuesta en materia de justicia del Partido Verde Ecologista de México (PVEM) que integra la alianza con el PRI en su candidatura.

    Al candidato no bastó con señalar su oposición sino que definió a aquellos que apoyan la “pena de muerte” como frustrados, pues este tipo de propuestas surgen cuando hay “frustración de que la ley no se aplica”. En efecto, el PVEM no ha presentado ninguna propuesta de fondo que permita el cambio a favor de la democracia en México y sí se ha caracterizado por medidas populistas y “espectaculares” que logren su presencia en los medios de comunicación.

    Sin en algo se parece Peña Nieto y el PVEM es que no logran construir un proyecto de futuro para México y sí quieren solo responder a los problemas que surgen de manera inmediata, pero sin medir los costos que generan a la democracia.

  4. América Latina y Cuba. Lo único que está claro en la presencia de Enrique Peña Nieto en #ForoCNN es que su política exterior permitirá que los Derechos Humanos se sigan violando en Cuba, bajo el modelo de no intervención que practicó el PRI durante el régimen autoritario del Siglo XX.

    Peña Nieto considera que México ha perdido protagonismo en América Latina, aunque la pregunta que hacían estuvo enfocada en conocer su idea sobre cómo competir a potencias regionales como Brasil. La respuesta no era la indicada para esa pregunta. Bajo la lógica de la neutralidad priista en política exterior, se comprende que el liderazgo en esta materia sea que todos concuerden sobre el respeto que México tiene a la soberanía de las naciones. Ese no es un liderazgo y mucho menos una postura que permita el desenvolvimiento del país en un mundo globalizado.

    La política exterior de México necesita posturas claras hacia otras naciones. Es urgente que México defina su defensa de la democracia y termine por señalar qué países no colaboran con la democracia, no hacerlo nos convierte en títeres de la política exterior que legitiman regímenes no democráticos con tal de no tener confrontaciones. América latina se debate entre muchos proyectos para la región, México debe definir a cual apuesta, si al proyecto chavista, la izquierda vegetariana, el neoliberalismo o el neopolulismo de Argentina. México debe definir si democracia o no democracia en la región.

  5. EPN y la geografía. El candidato del PRI mostró que no tiene estrategia alternativa para combatir el narcotráfico, para él las críticas a los gobiernos del PRI que han perdido sus territorios en manos de los cárteles de la droga son falsas y se deben a la ubicación geográfica. ¿Acaso el Estado de México es frontera con Monterrey?

    Si los territorios que gobierna el PRI están en manos de los narcotraficantes se debe a que prefirieron evitar la presencia militar para no perder votos en los proceso locales y credibilidad en los medios nacionales, antes que aceptar que no gobernaban en materia de seguridad. En otras palabras, muchos gobiernos priistas son autoridad, pero no tienen el monopolio de la fuerza.

#ForoCNN sirvió para comprobar que Enrique Peña Nieto y el PRI apuestan al marketing político, mantener la campaña sin sobresaltos y evitar el intercambio de ideas entre candidatos a la Presidencia de México. Si Peña Nieto va a debatir con Vázquez Mota y López Obrador con el nivel mostrado en el programa de CNN, todo depende de sus competidores.