Transparentar al legislativo, el trabajo de los diputados integrantes de la Legislatura LX del Congreso de Oaxaca

(Primera parte)

 

Congres de Oaxaca

Otra solicitud, otra larga espera

Insisto, lo he repetido varias veces, no sólo se trata de las limitantes que la ley de transparencia pueda tener en el estado de Oaxaca, se debe comprender que mejorar las leyes es un proceso largo y que muchas veces puede ser lento, también se trata -aquí mi insistencia- de tener políticos y funcionarios públicos que tengan “voluntad a la transparencia”. En Oaxaca, los políticos que tienen esa característica son pocos, casi nulos, pero la mayoría se vanagloria cuando entrega la respuesta a una solicitud de información de poca importancia.
Una solicitud de información bien enfocada y formulada puede desnudar a los políticos ¿en qué sentido? En el más básico: la “oferta y la demanda”, o sea, aquellas cosas que el político promete en campaña y de las cuales se excusa por su incumplimiento cuando ya está en el gobierno. Además, también permite que conozcamos el comportamiento público del político, en algunos casos hasta el privado si el personaje se descuida y logramos descubrir los aciertos y errores. Considero que también permite darnos cuenta que son seres humanos con errores y aciertos. Por supuesto, lo que se busca es tener políticos con más virtudes y aciertos que llenos de vicios y errores.
Este texto trata de una solicitud que me hizo el diario DESPERTAR en el mes de agosto del 2010, la cual se basaba en hacer una revisión al trabajo de los últimos diputados locales que estuvieron en la ¡última! Legislatura que se tuvo en el régimen autoritario priista que se vivió en Oaxaca. Me pedían en particular datos que se pudieran comprobar y que fueran informados de manera oficial, después el análisis que pudiera explicar la información que se obtuviera y si desnudaba cosas positivas o negativas. Todo apuntaba a una solicitud de información que debía ser bien formulada para no perderse en conflictos legales para obtenerlo. Enseguida comparto las preguntas que formulé, el largo camino -en tiempo- que se tuvo que recorrer y la información ¡incompleta! que se logró obtener. La solicitud completa se puede obtener en mi blog (www.caminarpreguntando.com) y el diario DESPERTAR sabrá hacer su trabajo noticioso.
Mi primera conclusión en este largo ensayo, es tener ese “amargo sabor de boca” que ha sido solicitar información a los políticos y funcionarios públicos de Oaxaca y saber que te harán dar vueltas o al menos estar pendiente para que no se olviden de lo que por ley deben de responder y… su búsqueda por querer “verte la cara de pendejo”. En otras palabras, su falta de “voluntad a la transparencia”.

Preguntas en el folio 3030

El 25 de agosto del 2010 solicité por medio de la página web del Sistema Electrónico de Acceso a la Información Pública de Oaxaca (SIEAIP) al H. Congreso del Estado Libre y Soberano de Oaxaca la siguiente información:
1.Número de iniciativas de ley presentadas durante toda la Legislatura LX.
2.Número de iniciativas aprobadas durante toda la Legislatura LX.
3.Número de iniciativas presentadas por cada fracción parlamentaria.
4.Número de iniciativas aprobadas por fracción parlamentaria.
5.Número de iniciativas presentadas por cada diputado integrante de la Legislatura LX.
6.Número de iniciativas a cada diputado de la Legislatura LX.
7.Faltas de asistencia por diputado en toda la Legislatura LX.
8.Diputados que no han presentando iniciativa durante la Legislatura LX.
9.Número de participaciones ante el pleno en uso de la tribuna por cada diputado integrante de la Legislatura LX.
10.Gastos de cada diputado de la Legislatura LX viajes al interior del Estado y fuera del Estado.

Entre más claro y concreto sea el solicitante de información en sus preguntas, es más complicado que los políticos y funcionarios traten de alargar el proceso de entrega de la información solicitada. Por ello es que en cada pregunta se repite “Legislatura LX”, pues de no hacerlo, el funcionario o político puede argumentar que no responde a la solicitud hasta que el solicitante aclare de manera específica a que se refiere en tiempo, lugar y forma.
La respuesta a esta solicitud de información que quedó con el “folio 3030” se pidió en formato electrónico por medio del SIEAIP.
El 31 de agosto la solicitud fue “Admitida a Trámite” y el 14 de septiembre del 2010 se informó por el SIEAIP que conforme a la ley el sujeto obligado (el funcionario que tiene que dar la respuestas) había solicitado una “Prórroga”. Ya sabe usted: es mucha la información, que no hay datos, que hay que recopilar, que los diputados, que esto, que el otro, que aquello, que su mamá se enfermó y no ha ido a trabajar la que tiene la llave, como sea, la prórroga es un derecho y pues lo ocuparon.
La solicitud sin información concluyó el 6 de octubre del 2010 “por falta de respuesta”. ¿Qué sigue? ¿aquí termina todo? ¿nos vencieron? ¿tomo una calle? ¿Me rompo la cara con los “custodios” de la Cámara de Diputados de Oaxaca? ¿digo que los diputados son igual de tiranos que “el Ulises Ruiz y Eviel Pérez Magaña”? ¿le echo la culpa a la ley de transparencia? ¿leo la ley? En fin, se lee la ley y hacemos los trámites para un “recurso de revisión”, el cual consiste en que el Instituto Estatal de Acceso a la Información Pública de Oaxaca (IEAIP) por medio de la ley y sus facultades revise nuestra “solicitud de información” y nuestros argumentos para demostrar que no se entregó la información, se notifica al sujeto obligado (en este caso el Congreso de Oaxaca) y se comienza un juicio en donde el IEAIP funciona como “juez” y también da orientación jurídica al solicitante de información (en este caso César Mendoza) sobre los procedimientos legales que sigue el “recurso de revisión”. Una cuestión es importante señalar, irse a un recurso de revisión conlleva tiempo y que la entrega de información se alargue, pues para la ley sólo cuentan los días laborales. Al final, la información “incompleta” se nos entregó el “7 de octubre del 2010” pero al correo electrónico que dejamos en el SIEAIP, pero ¿solicité la entrega de información al e-mail? ¡No!¡Jamás!, pedí que se entregara en formato electrónico en el SIEAIP. Bien dicen los clásicos que “leer es entender”. Nunca chequé mi correo electrónico, no tenía por qué hacerlo para ello tenía el SIEAIP, para colmo, como ya me sucedió cuando José Antonio Hernández Fraguas era presidente municipal de Oaxaca, llegó a la bandeja de SPAM que nunca se checa o muy de vez en cuando.
Al final, después de un párrafo largo, la información la conocí hasta que los Comisionados del IEAIP dieron a conocer su fallo en el mes de diciembre y descubrieron un faltante de información, con lo cual mi “recurso de revisión” se declaraba “PARCIALMENTE FUNDADO EL AGRAVIO EXPRESADO POR EL RECURRENTE” ya que hasta este día no se ha dado respuesta a la pregunta número 10.

La información

 

Enseguida presento la construcción de 4 tablas sencillas, sin cruce de datos, extraídos de la información que entregó el sujeto obligado y que han llamado mi atención, recordándole que los archivos de esta solicitud están completos en mi blog. Para la segunda parte de este trabajo haré el cruce de datos y desmentiré algunas apreciaciones que pueden hacer lo políticos de manera sencilla.

Iniciativas por fracción parlamentaria

 

Iniciativas y reformas.

En el poder legislativo el trabajo en conjunto es fundamental, pues para aprobar una iniciativa de ley o buscar una reforma es necesario contar con la mayoría de los votos.
En el caso de la Legislatura LX, buscar los votos necesarios para reformar o pasar una iniciativa de ley dependía del cabildeo al interior de la fracción del PRI, pues tenía la mayoría al contar con 25 diputados de 42 que conforman el Congreso de Oaxaca. Si la oposición quería hacer algo, forzosamente tenía que actuar en conjunto para intentar negociar con al menos cinco diputados priistas. La disciplina partidista y parlamentaria pesa. En la actual Legislatura LXI se vive un escenario donde ninguna fracción parlamentaria tiene mayoría, negociar y cabildear están a la orden del día y el trabajo legislativo es amplio para poder tener acuerdos.
En este sentido, las fracciones pesan de manera distinta, dependiendo del número de diputados que la integren. El PRI tuvo 25 diputados locales, el PRD tuvo 6, PAN 4 y Convergencia 3. La oposición simplemente no existió, pero a pesar de esto hubo un trabajo, en números, destacable por la oposición y mediocre por parte del PRI.
En los tres años que duró la Legislatura LX se aprobaron 9 “iniciativas de ley” y quedaron 37 en estudio. La fracción mayoritaria (PRI) sólo logró que se aprobaran dos iniciativas y dejó 7 en estudio. El PRD sólo logró aprobar una iniciativa de ley y dejó 9 en estudio. Acción Nacional (PAN) logró que se aprobaran 4 de sus iniciativas y dejó 14 en estudio. Por último, Convergencia no logró que se aprobara alguna de sus “iniciativas” y dejó siete en “estudio”.
Vale señalar que el PAN fue el que más iniciativas aprobadas tuvo y Convergencia no tuvo ninguna, siendo los extremos. PRI y PRD se convierten en los lugares intermedios. Lo interesante es que a pesar de que el PRI era mayoría no destaca en aprobaciones de iniciativas de ley.

Reformas e iniciativas

En la entrega de información que realizó el Congreso de Oaxaca existe un conteo de “iniciativas de ley y reformas” presentadas por diputado y fracción parlamentaria. Aquí el PRI sí fue el grupo partidista que mayores “iniciativas” presentó al contabilizar en los tres años 43, de este total se le aprobaron 15. El PRD realizó 14 iniciativas de ley y logró que se aprobaran 3. Convergencia tuvo 26 iniciativas y logró aprobar 7. El PAN presentó 31 y se le aprobaron 9. El Partido Unidad Popular presentó una iniciativa, no se aprobó. Partido del Trabajo, Nueva Alianza y el extinto Alternativa Social Demócrata no presentaron iniciativa.
No siempre tener muchos diputados en un fracción parlamentaria garantiza que se presentarán muchas iniciativas y se aprobarán, pues Convergencia con tres diputados, de los cuales el único que no presentó nada fue Zenén Bravo Castellanos, superó al PRD que contaba con seis diputados. El PAN realizó una labor, en números, interesante al contar con cuatro diputados y hacer un trabajo similar al que hizo el PRI y sus 25 diputados.
Destaca que en la respuesta a la solicitud de información no dice sobre qué trataba cada iniciativa.

Los que más faltaron

 

Los más faltistas

Reconozco que no se me ocurrió pedir el dato sobre los diputados que más se durmieron en las sesiones del Congreso de Oaxaca, aunque al sujeto obligado no le hubiera agradado la pregunta, pero es muy cierto que esta es la fama que se han creado los diputados mexicanos: flojos y dormilones.
Al lado de estas dos características hay una más que se han ganado a pulso, aquella que provoca que los recintos legislativos siempre se vean vacíos: faltistas.
El diputado que más faltó también fue el que menos trabajó en materia de “iniciativas y reformas” por parte del Partido de la Revolución Democrática (PRD): José de Jesús Romero López. Después de él hay dos diputados con 14 faltas (Ver cuadro “Top 5 de faltistas”), pero el perredista fue el único que superó las veinte faltas.
Destaca en este Top 5 de los más faltistas que todos los diputados sean integrantes de partidos políticos de oposición al régimen autoritario priista.

Los que más asistieron

Los que más "asistieron"

La información proporcionada también permite construir un “TOP 5” de los diputados locales que más asistieron a las sesiones del Congreso de Oaxaca.
Por supuestos que falte o asista al Congreso no tiene una relación directa con que el político esté realizando trabajo legislativo, como es el generar iniciativas o reformas de ley.
La diputada que más asistió a las sesiones del Congreso de Oaxaca fue la priista Carmelina Cruz Silva con 130 asistencias, seguida por la también tricolor Paola España López (Ver tabla “Top 5 de asistencia”).

Se vale pedir permiso

Faltaron, pero con permiso

Al lado de esta cuestión de asistencias e inasistencias, tenemos un apartado que también se convierte en algo sumamente llamativo: el permiso, ya que este permite ausentarse del recinto de manera justificada, pero también permite que se utilice de otra manera o se abuse de él.
El diputado oaxaqueño que más permisos tuvo fue José Morales Vásquez con 31, después se localiza Felix Antonio Toledo Serrano. En el tercer puesto hay un empate, pero nos interesa el diputado Romero López del PRD que destacó por ser el que más faltó.
Este ejemplo ilustra que en total se pueden contabilizar 48 inasistencias de Romero López en su puesto como diputado local en la legislatura LX.
Continuará…

———

Nota: Publicado en el suplemento político Ágora del diario Despertar el 10 de enero de 2010